Vaciar la mente (Viendo tu propia película)

En anteriores artículos ya hemos sacado a relucir la dificultad que tenemos casi todos nosotros para evadirnos de los problemas, de los auténticos problemones que se cuelan y paralizan nuestras vidas y de esas pequeñas anécdotas que nosotros mismos ascendemos a la categorías de problemas por arte de “birlibirloque”…
Lo que nos estresa en el mayor caso de las veces no suele ser el problema en sí, sino nuestra incapacidad para encontrar la forma de resolverlos, o en un paso anterior el cómo acercarnos a ellos, de afrontarlos de una u otra forma. Esto hace que la inmensa mayoría de las veces nos vayamos a dormir con la cabeza saturada, bloqueada.
Los antiguos y milenarios orientales, que por lo que nos demostraron, sabiduría tenían y mucha, decían:
“La mente ha de fluir como el agua”.
Bueno, pues está claro, ¡hagámoslos caso! Esta frase es lo que necesitamos poner en práctica para apartar todo lo que nos colapsa de nuestra cabecita.
Quizás ese fue el motivo de que por aquellos mundos de Dios, inventasen esa técnica que denominamos hoy en día meditación.
Te recomiendo la lectura de nuestra guía de meditación para principiantes para que empieces a adentrarte en el tema.
Por mi parte quiero poner mi granito de arena,  mi experiencia con una pequeña técnica que creo podrá ayudarte a ir limpiando tu mente para sacar, quieran o no, a esos incómodos “okupas” que tenemos situados en el ático de nuestra anatomía.

Como ya sabes, mi opinión es la de que siempre debemos buscar las soluciones a todo dentro de nuestro interior, en nuestras “alforjas”, como me gusta decir. Si no las encontramos, cosa harta difícil si miramos bien, incluyendo siempre el “forro”,” costuras”, y ¡todos nuestros recovecos! Siempre tendremos tiempo para buscar soluciones externas.

Se que soy muy pesado, pero me gustaría que releyeses “Simplifica tu vida” (pulsa sobre la frase y accederás al mismo), dado que si queremos liberar nuestro procesador mental, muchas veces nos ayuda limpiar o deshacernos de una u otra forma de aquello que nos sobra en nuestro mundo material y hazme caso ¡hay mucho lastre que soltar!

Para relajar la mente, a mí me gusta decir que estoy “viendo mi película”… y como habrás adivinado la sencilla técnica es la de la visualización. Yo te propongo que la hagas cuando te acuestes… te ayudará a conciliar el sueño, a apartar todas esas preocupaciones de tu mente. Si prefieres otro momento, intenta que sea un sitio confortable y tranquilo para que no tengas distracciones ni interrupciones.
Te recomiendo la lectura de suelta el vaso de las preocupaciones para hacer que estas sean mucho más fáciles y llevaderas.

Relájate y ponte cómodo, a mi me gusta estar completamente tumbado, sin cruzar piernas, ni ponerme de lado y con los brazo junto al tronco con las palmas hacia arriba. Respiro sintiendo como entra y sale el aire de mis pulmones respiramos profundamente varias veces en secuencias de tres respiraciones y sentimos como un aire puro entra en nuestro cuerpo refrescándonos y limpiándonos de manera que una luz blanca nos va llenando a medida que inspiramos. A la vez observamos como a medida que espiramos muy lentamente, se van disipando nuestras tensiones, dudas y miedos ¡adelante! ¡Démosle al proyector!

A mí me gusta que la “película” tenga un comienzo complicado, es decir me pongo en el peor de los casos, si por ejemplo tengo un problema de trabajo, agrando el problema, para de esta forma ir construyendo la solución a esos “contratiempos”, notando siempre mejoría, hasta que dejo atrás la situación y el argumento de mi “thriller” se vuelca a mi favor ¡El final siempre es feliz!
Cuando hayas conseguido hacer desaparecer cada uno de esas “malas escenas” de tu película estarás preparado para irte a dormir, y te aseguro que dormirás mejor. Es posible que las primeras veces te resulte difícil, pero con práctica llegará a ser un mecanismo natural y muy positivo. Yo empecé a hacer esto de pequeño, creando mis sueños, de forma autodidacta y la verdad poco a poco lo fui perfeccionando y me ha ayudado mucho.

Bueno no te entretengo más que tendrás cosas que hacer… y hoy ¡me he enrollado mucho!
¡Disfruta de una semana llena de vitalidad!
The following two tabs change content below.
Blogger en ununiversomejor.com y curioso aprendiz e investigador de todo lo relacionado con la felicidad y la mente. Trabajando día a día por desentrañar mi propio camino en esta vida. Con muchos sueños por cumplir y muchísimas ganas de seguir disfrutando de mi paso por este planeta.

1 comentario en “Vaciar la mente (Viendo tu propia película)”

  1. Hago lo mismo que ustedes, pasando la película del día pero no la intensifico sino que ella pasa por mi mente tal cual sucedió.
    La presencia de la luz blanca, para mi, no solo va dándome paz sino que transmuta esos echos que ya pasaron.

    Gracias por estar y compartir!!!

Deja un comentario

Las siguientes reglas del RGPD deben leerse y aceptarse:
Este formulario recopila tu nombre, correo electrónico y página web, además del contenido de tu comentario para que podamos realizar un seguimiento de los comentarios dejados en la web. Para más información revisa nuestra política de privacidad, donde encontrarás más información sobre dónde, cómo y por qué almacenamos tus datos.